Patricia Félix Espinoza, Thunderbird Hatch

Agosto 2010, No. 152.

Por Rodolfo J. Guerrero Zúñiga

– Tengo el gusto de estar con la Sra. Patricia Félix Espinoza, la otra cara de Thunderbird Hatch. En alguna ocasión tuvimos el placer de platicar con el médico veterinario Juan Romero Esquerra, y hoy conversaremos con Paty, quien realiza un trabajo muy importante en el desarrollo del rancho. Empezaré por darte las gracias por recibirnos en tu casa y concedernos tu tiempo. ¿Cómo te iniciaste en los gallos, esta actividad que es primordialmente varonil?
– Considero que mi inicio fue, prácticamente, desde mi nacimiento, puesto que mi padre es gallero y desde pequeña lo acompañaba en lo que él hacía, incluyendo los palenques; teníamos la gallera en casa y desde entonces me gustaba el ambiente de los gallos.

152Paty01A

Sra. Patricia Félix Espinoza de Thunderbird Hatch.



– ¿Tú eres de Guasave, Sinaloa?

– Sí, ahí tiene su casa.

 

– ¿Tu padre aún juega gallos?
– Todavía juega y aún tiene su gallera.

– Y, ¿en qué momento comenzó tu participación de manera más activa?, ¿cómo formaste tu sociedad con Juan?
– Nosotros nos conocimos en jugadas aquí, en Culiacán, en palenques; fue a partir de estos encuentros como surgió nuestra amistad. Después comenzamos a conocernos y tiempo después iniciamos el trabajo de nuestro proyecto actual: el de los Thunderbird.

– ¿Quién tomó la decisión, cómo determinaron que criarían solamente Hatch?
– Eso lo decidimos debido a una inquietud original que teníamos al comenzar el proyecto, ya que consideramos que los Hatch son la base para cualquier tipo de cruza. El proyecto lo inició Juan, fue su idea, a partir de un viaje que hizo a Estados Unidos. Así fue como se inició este proyecto. La sangre de los Hatch nos gusta mucho, trabajamos con esta idea porque pensamos que a nadie más se le había ocurrido, nadie hasta el momento trabajaba con una sola sangre; por eso creemos fielmente en las bases del proyecto, aunque he de confesar que echarlo a andar nos ha implicado un gran esfuerzo. La sangre de los Hatch es para nosotros una sangre que sirve de base para las diferentes líneas existentes.

– En la actualidad, ustedes trabajan con Penny, Leiper, McLean Hatch, Gilmore, Giro, Regular Grey, Giro Hatch, ¿son éstas, básicamente, las familias con las que se encuentran trabajando?, ¿cuántos sementales y hembras tienen ahora?
– En efecto, las familias que menciona son las que tenemos ahora, y este año utilizamos 48 sementales y 230 hembras.

152Paty02

Área de reproductores de Thunderbird Hatch, en Culiacán, Sin. (Fotos: RJGZ)



– ¿Qué producción les generó en pollos, aproximadamente?

– Tres mil 500 pollos, entre hembras y machos.

 

– ¿Cuál es el porcentaje de nacimientos registrados?
– Un 70, 75 por ciento.

– ¿No consideras que éste debiera ser un poco más alto?, ¿a qué atribuyes que no estén llegando a una mejor productividad?
– Tuvimos problemas con algunos de los sementales, estaban un poco subidos de peso, gordos. En el caso de las hembras, muchas no fueron fértiles. En relación con el proceso de los nacimientos vía incubación, algunos de los embriones murieron, además de otras pequeñas fallas que se deben a la falta de fuerza o fertilidad; existen diferentes factores que afectan la productividad.

– Supongo que ustedes ya lo están analizando, para superar el problema en la próxima temporada, de modo que se pueda incrementar el número de nacimientos. En tu opinión ¿cuáles son las cosas que se debieran corregir, ya sea en el proceso de selección, en la alimentación?
– Debemos cuidar más la alimentación tanto en gallos como en gallinas, ése fue justamente el error que cometimos en esta ocasión. Hubo casos de gallos que excedieron el peso normativo y, al momento de meterlos a trabajar, no corroboramos su peso, tuvimos un exceso de confianza. Considero que el error fue justamente ese exceso de confianza, pues el año pasado hubo una muy buena producción y para esta temporada descuidamos esa parte.

 

152Paty17

Una de las áreas de tee – pees de Thunderbird Hatch, en Culiacán, Sin.


– La alimentación que están utilizando en su producción ¿es netamente comercial o es alguna mezcla que ustedes preparan?

– Es comercial.

 

– ¿Consideran que el porcentaje de proteína que contiene es el adecuado?
– Consideramos que el producto comercial contiene lo necesario en cuanto a proteína, además de que este alimento se lo servimos húmedo y lo complementamos agregando otros elementos, para ajustarlo. Por ejemplo, les damos aceite de germen de trigo, aplicamos la técnica de germinar, ponemos vitaminas en el agua y cuidamos que no les falte el alimento ni en las mañanas ni en las tardes, que no se descuide al animal.

– ¿Tenían ustedes otro rancho? Recuerdo que cuando conversé con Juan, él me envío fotografías para publicarlas junto con su entrevista, y aquel rancho que conocí en dichas imágenes nada tiene que ver con estas instalaciones.
– Así es, ésta es una nueva propiedad, más completa, de 12 hectáreas.

– Eso significa que tienen ahora espacio suficiente. ¿Todos los apareamientos que realizan son individuales?
– Todos, sin excepción.

– ¿Cuántas gallinas atiende cada gallo?
– Seis gallinas por semental.

 

152Paty03

Paty recogiendo huevo con un “recoge huevos” implementado por ellos, el cual permite la recolección sin molestar a las gallinas.


– Eso permite que haya un control muy preciso de cada uno de los pollos que nacen, hembras y machos, ¿no sexan?

– No. Sólo en las cruzas, por la importancia de la hembra. Le explico: se lleva un registro de las familias, supervisamos el crecimiento de las hembras (no importa que hayan seis gallinas), porque a lo largo del tiempo hemos comprobado que en todos los casos de nacimientos de hembras, siempre predominará una sola, la líder. Como se trabaja con familias, el  sexado nos afectaría porque no podemos saber si durante el proceso de sexado eliminamos a las que hubieran podido ser muy buenas. Si desde que son chiquitas decidimos sacrificar a cinco de diez que nazcan, nadie nos asegura que probablemente ésas (las que sacrificamos) habrían podido ser las mejores. Entonces utilizamos el tiempo para favorecer este proceso, y así nos damos cuenta que cuáles son las gallinas que funcionarán. En la primer etapa sacamos las líneas en limpio y después nos vamos a la cruza, ya en esta fase es cuando no utilizamos a la hembra.

 

– Pero esto implica un incremento en sus costos de inversión, porque hay que mantener a las hembras hasta la edad en que puedan seleccionarlas, ¿no es así?
– Sí, eleva el costo, pero se puede recuperar la inversión, porque así obtenemos la hembra que buscamos, la que necesitamos para meter a la cría. Y también nos funcionan para venderlas, ya que tenemos clientes que nos buscan para la compra de animales “limpios” y podemos disponer de ellas; todo esto es un proceso de selección.

–El mercado de ustedes es preferentemente genético. Ustedes venden sangres trabajadas genéticamente con el objetivo de que el comprador pueda obtener mejores resultados sin batallar tanto. Básicamente, según entiendo, no venden cruzas sino animales limpios, de una sola familia, ya sea McLean, Penny, Leiper, o de alguna de las líneas de Hatch o giro que crían.
– También tenemos familias de dos sangres, eso depende de cómo nos lo pida el cliente. Contamos con familias de dos sangres y un semental limpio para tener la opción de que se vayan hasta tres sangres. Así contamos con gallos de combate, que los clientes quieren básicamente para la pelea. Tenemos dos opciones: machos dos sangres y hembras dos sangres, también dos sangres Leiper con Penny, o Leiper con McLean, o McLean con Gilmore.

 

152Paty16

Semental Regular Grey de Thunderbird Hatch, en Culiacán, Sin.


– ¿Y Blue Face?, ¿también cuentan con ellos?

– Sí, o el Spangle, está el Hatch o el Coronel Givens ,y así hacemos combinaciones. Dado el caso, podemos criar de tres sangres para gallos de combate o si nos piden familias en línea, tenemos esa opción de variedad para poder surtir de todo.

 

– Tú estás más involucrada en el área de la crianza, y también en el desarrollo, la atención, la alimentación, la vacunación, más bien ¡todo! ¿Qué hace Juan entonces?
– Esto es un trabajo en equipo, los dos nos dedicamos a vacunar, él vacuna contra Mareck. El trabajo lo tenemos que hacer ambos, para asegurarnos de que se hagan bien las cosas porque, a veces, cuando dejamos la responsabilidad en otras personas, no se realizan las cosas de manera adecuada. Un ejemplo son las cruzas, debemos hacerlo los dos, nada de que uno toma decisiones sin consultar al otro, es entre los dos. Mantenemos un registro de cómo ligaron este año, realizamos el levantamiento de pollos, verificamos quiénes son los que produjeron los resultados esperados y quiénes no; topamos, analizamos durante el proceso los diferentes problemas que surgen, para plantear soluciones. Todo ese trabajo no podría hacerlo una sola persona.

– Y el asunto de la vacunación es muy importante, requiere mucho trabajo. Se tiene que verificar que el animal realmente se esté quedando con la vacuna. Un ejemplo es la de Newcastle, que se debe aplicar en el ojo y, si no te cercioras de que el líquido realmente haya penetrado en él, se corre el riesgo de que cuando el animal sacuda la cabeza, el líquido salga disparado, y entonces ¡la vacuna se iría directo a la basura! Así que si lo hacen personalmente, se pueden cerciorar de que, efectivamente, el pollo aproveche la vacuna, que ésta haya sido bien aplicada.
– Sí, y también previo a la aplicación debemos verificar que la vacuna esté en el medio correcto, en hielo, para que no se desactive. Esos son detalles que, muchas veces, el personal desconoce y no los cuida. Por eso es importante que seamos nosotros mismos quienes realicemos el trabajo.

152Paty15

Pollón Leiper Hatch de la cría de Thunderbird Hatch, en Culiacán, Sin.

– ¿Cuál es el color de pluma que más te gusta?
– El giro. Siempre me ha gustado el giro, dicen que ni en las películas ganan, pero… ¡si ganan!

 

– ¡Y los Thunderbird más!
– ¡Claro que si! Desde chica ése ha sido mi gallo preferido: el giro.

– ¿Qué satisfacciones has recibido de los gallos?, independientemente de la cuestión económica.
– Me gusta mucho dar vida, ver nacer al pollo, ver su crecimiento. Desde que se está criando, uno mismo va identificando su temperamento, aprendiendo a conocerlo… ¡y cuando llega la hora de jugarlo se siente una adrenalina impresionante! Honestamente, cuando llega la hora de jugarlos, a mí no me gusta verlos porque empiezo a temblar; conozco a cada animal y no puedes evitar que fluyan diferentes sentimientos mientras lo ves jugar. Por otro lado, criar animales es una gran satisfacción, una experiencia única.

– Sí, incluso he escuchado a Juan expresarse de los pollos como “¡los hijos de Paty!” O sea que te involucras mucho con los animales.
– Desde que nacen estoy junto a ellos. Desde que salimos de aquí hasta las casetas, producirles calor, saber cuando y cómo retirárselo, saber cómo controlarlos para que no se apilen ni se amontonen, que no se muera ni un solo animal. Puedo asegurarles que resiento cada animal que llega a morirse; además implica un riesgo evitarlo y lograr que no se lastimen entre ellos, que no se peleen, evitar que estresen… son muchas cuestiones.

– ¿Cuál es el tiempo normal de reproducción que ustedes consideran? Te lo pregunto porque ayer que caminaba por las instalaciones junto con Juan, él me comentaba que contaban con ocho casetas, supongo que cada una es para el nacimiento correspondiente a una semana.
– Así es. Se recolecta el huevo durante una semana y los sábados (o dependiendo de lo que indique nuestro programa) se llevan a incubar, y así como van saliendo se va llenando a cada caseta; son ocho echadas nada más.

152Paty18

Otra de las áreas de tee – pees, con los aspersores funcionando en Thunderbird Hatc. Der.: MVZ Juan Romero Ezquerra, limpiando el sistema de filtrado.

– ¿Estamos hablando de dos meses?
– Exactamente. Empezamos en febrero y para abril ya habíamos terminado. Esta vez terminamos más tarde, debido a que se estaba realizando una construcción aquí en el rancho, pero la idea es terminar en dos meses. Por ejemplo, en este caso, queremos iniciar en noviembre y terminar en enero a más tardar.

 

– En cuanto a la construcción que me comentas, observé que llevan un gran avance; “Roma no se hizo en un día”, pero les quedarán instalaciones muy adecuadas y agradables a la vista, ya que han aprovechado las características propias del terreno, como los desniveles. Esto funcionará, además, para que no se acumule el agua en tiempos de lluvia, para que pueda correr hacia los lados y permitir que los gallos se mantengan en óptimas condiciones. También es muy interesante el área donde ubicaron los aspersores (en la zona de tee-pees); tuve la oportunidad de verlos funcionando y ver como los pollos, al igual que los niños, se divierten con el agua. Claro, esto sucede dada la temperatura de la zona de Culiacán, que ahora debe andar en los 38˚ o 39˚C. Realmente hay que reconocer que el trabajo que han venido realizando es muy intenso, ya tienen todo el predio cercado. Todo esto resulta muy motivador para pensar que en un futuro inmediato Thunderbird Hatch se enfocará en el crecimiento.
– Sí, justamente eso es lo que pretendemos lograr: seguir trabajando, seguir adelante, para que esto vaya creciendo, ésa es nuestra meta. Pienso que sólo quienes trabajan, obtienen beneficios.

– Me atrevo a emitir una opinión. Desde mi punto de vista, existe un área en la que tanto tú como Juan deberán comenzar a involucrase: la preparación de gallos, de modo que puedan participar en las peleas y obtener mejores resultados. Con esto no quiero decir quienes lo hacen actualmente no sean las personas adecuadas, pero creo que sería mucho mejor que ustedes lo hicieran de manera personal. Lo digo porque, de acuerdo con la calidad de trabajo que ustedes realizan en la crianza, los resultados en la preparación deberían ser de igual calidad, y así se reconocería en su totalidad el esfuerzo realizado.
– Sí, ya lo tenemos contemplado. Preparar a los gallos para poder ir a jugar a los torneos; entonces ya estaremos viendo los resultados, a ver qué tal nos tratan estando allá.

152Paty06

Paty nos muestra en el áre de incubación una rejilla de nacimiento, para individualizar, posando con un gallo de su color favorito y con la libreta de registros.

– ¿Tú sabes amarrar?
– Sí, sé como hacerlo. Hace mucho tiempo que no amarro. Lo hacía cuando iba con mi padre a los palenques, él me dio la oportunidad de hacerlo varias veces. Me inicié en el rancho de mi padre: me metía a la gallera, agarraba el estuche, tomaba una pata de gallo y me ponía a practicar. Para soltar, lo hacia con animales de desecho; con base en eso, mi padre me dio la oportunidad de ponerlo en práctica, pero ya en los palenques. Lo que sucede es que se pierde la práctica, hace mucho tiempo que no lo hago. Debo aclarar que en los palenques sólo llegué a amarrar, pero nunca solté.

 

– ¿Juan ha soltado alguna vez?
– Sí, y también amarra. De hecho, hemos platicado acerca de su técnica. Una ocasión, en Toluca, jugando contra Emmanuel Massa, Juan obtuvo varias felicitaciones por la forma en que amarró y soltó. Las personas comentaron que el hecho de que él personalmente amarrara y soltara les brindaba una mayor confianza; pues siendo él el criador, era digno de reconocerse. Yo comparto ese sentir, pues él conoce a los animales porque él mismo los crió, entonces si nosotros mismos amarramos y soltamos, estaríamos más tranquilos.

– Independientemente del resultado, creo que la gente se da cuenta cuando el propietario es quien hace las cosas personalmente, aunque se cometan errores; en general, las personas conciben esto como un buen referente.
– Sí, en esa ocasión, muchas de las felicitaciones las dirigieron a mí, y yo les decía que mejor se lo dijeran a él directamente, para que se diera cuenta. Aunque también a veces le he sugerido que no amarre, tiene que ver con que él esté tranquilo, porque los animales pueden percibir nuestra adrenalina y entonces podríamos provocar un accidente.

– A veces uno se presiona más de la cuenta.
– Sí, en ocasiones uno se presiona más de lo debido y otras, uno está más tranquilo, con la mente despejada. Y en ambos casos, el animal lo percibe.

– Creo que, en ocasiones, uno se presiona si necesidad alguna, porque la gente sabe que los Thunderbird Hatch son criadores, pero no necesariamente jugadores. Es decir, ustedes en realidad no están obligados a jugar y a ganar; sé que ustedes lo hacen para probar sus propias sangres y para demostrarle a la gente la confianza que tienen a sus animales. Pero en realidad ustedes no están en esto por la jugada, sino por la genética, la crianza, el desarrollo. Hay quienes dicen que por ser ustedes quiénes crían y presentan a los animales, también deberían ser los ganadores, pero eso no puede ser, porque hay muchos factores que influyen, diversas circunstancias, el triunfo no depende cien por ciento de ustedes. Me dará mucho gusto verlos en México, participando y sabiendo que fueron ustedes mismos quiénes prepararon sus animales, y que contemplen que echando a perder se aprende, Paty.
– No, no echaremos a perder, vamos a preparar conforme a lo que sabemos, cada quien debe conocer muy bien su trabajo, lo básico será solamente echarle ganas y seguir adelante.

152Paty19

Izq.: Área arbolada cruzada por un arroyo en Thunderbird Hatc, en Culicán, Sin., Der.: Ing. Rodolfo J. Guerrero y esposa, con Patricia y Juan en Thunderbird Hatch.

– Eso es lo que quería escuchar. A veces uno dice cosas sólo para provocar reacciones y me da gusto que tú reacciones de esa manera y que me digas “nada de echar a perder”, sino que vas a demostrar la capacidad que tienen sus animales y la que tienen ustedes mismos, de llevar a sus aves en las mejores condiciones.
– ¡Claro que la hay y vamos a ir con todo!

– ¿Hay alguna anécdota, ya sea graciosa, dramática, trágica, que hayas vivido a lo largo de los años que ya llevas en Thunderbird Hatch trabajando con Juan, que quisieras compartir con los lectores de Pie de Cría?
– Una vez fuimos a San Luis, ¡esa sí que fue una aventura! Para empezar, salimos tarde de Culiacán y viajamos toda la noche, pero sin conocer el camino… ¡sólo nos lanzamos a la aventura! Bueno, al menos para nosotros eso es lo que significó, una aventura. Afortunadamente llegamos bien, todo concluyó de manera positiva.

– Ahora que recuerdo, fue precisamente en San Luis Potosí donde nos conocimos.
¿Ese es el lugar más distante al que han ido?
– Hemos ido a San Luis y a las Expos de Toluca. Cuando fuimos a San Luis, ya habíamos estado en Toluca. En realidad San Luis nos queda más cerca, pero nos pareció mucho más difícil, supongo que por la carretera.

– ¿Hay algo más que quisieras agregar?
– Sólo quiero decirles que seguiremos trabajando, vamos a seguir adelante, esperando ganar muchos más torneos.

152Paty14

Sr. Juan Romero y MVZ Juan Romero E., padre e hijo

– Y seguirán contando con el apoyo de la gente que les ha brindado su confianza.
– Claro, eso es lo principal. Contar con toda esa gente que nos ha brindado la confianza para comprarnos animales. Y pienso también que lo más bonito es cuando nos llaman para felicitarnos, cuando nos dicen que obtuvieron muy buena crianza de los animales que nos compraron, que son muy buenos pollos, que están bien y han ganado cuando los llevan a jugar. Eso es una gran satisfacción.

– Quizás con base en las sangres que tienen y con la inversión que han realizado, podrán generar sus propias líneas, sin depender directamente de los criadores estadounidenses.
– Sí, ya estamos trabajando en eso; se están conformando familias que en su momento serán familias Thunderbird Hatch.

– ¿Utilizaran “Thunderbird Hatch”, ya sea A, B o C; los Félix, los Romero? Creo que ésa debiera ser su meta principal.
– Sí, ésa es nuestra meta y la vamos a lograr.

– Paty, te agradezco sinceramente tu magnífica disposición. Y también que, además de todo, nos hayas recibido tan bien: eres una excelente ama de casa y guisas muy sabroso. Gracias por todas las atenciones que nos has brindado.
– Gracias a usted.

Anuncios
  1. Deja un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: